Un plato proteico de rápida elaboración ¡y muy sencillo!

Nuestra receta de hoy: Pechugas rellenas de jamón y queso al horno. Perfecta para deportistas y para los pequeños de la casa.

Una forma diferente de tomar nuestras deliciosas pechugas de pollo.

Elaboración de las pechugas rellenas de jamón y queso al horno:

  • Preparamos en el mortero o en la batidora un aceite aromatizado con perejil, ajo y pimienta. Lo trituramos y reservamos para más adelante.
  • A continuación pelamos y cortamos las patatas en rodajas finitas y las doramos en una sartén.
  • Cuando estén doraditas las retiramos del fuego y las colocamos en una fuente apta para horno.
  • Regamos las patatas con el aceite que teníamos preparado ¡reservando un poco para las pechugas!
  • Colocamos encima de las patatas las pechugas y sobre estas una loncha de jamón y una de queso, y tapamos con otro filete de pechuga de pollo.
  • Aliñamos las pechugas con el resto del aceite aromatizado y espolvoreamos un poquito de pan rallado sobre éstas.
  • Incorporamos un poco de vino blanco sobre el fondo de la fuente sin mojar las pechugas.
  • Metemos en el horno y cocinamos durante 20 minutos con calor arriba y abajo a 200º C.
  • Cuando las pechugas adquieran un tono dorado ya estarán listas.

Sacamos las pechugas del horno, hacemos un emplatado vistoso ¡y listo para servir! Buen provecho.

Si deseas conocer esta y más recetas en profundidad, no dudes en visitar la web de La Abuela Julia.